Economía paraguaya: mercado atractivo para las franquicias

Los reportes de los organismos internacionales que monitorean las actividades económicas de los países latinoamericanos califican a Paraguay como una economía en crecimiento sostenido, con una inflación anual de un dígito y con un sistema impositivo simplificado, que lo convierten en un campo favorable para los negocios. Estas condiciones bursátiles generan el interés de los empresarios de la región a la hora de buscar nuevos nichos de inversión.

La Comisión Económica para América Latina y el Caribe – CEPAL en su informe “La Inversión Extranjera Directa en América Latina 2021” reporta que: “En 2020, las entradas de Inversión Extranjera Directa (IED) en el Paraguay aumentaron por segundo año consecutivo. El país recibió 568 millones de dólares, lo que significó un 8,8% más que en 2019. Este nivel de inversiones está en el rango superior al promedio de la última década, cuando alcanzó los 379 millones de dólares por año”, detalla el documento.

En otra parte, el estudio menciona que: “Desde el punto de vista del comercio, la pandemia abrió un conjunto de oportunidades para las zonas francas de la región, que han experimentado aumentos de su producción y sus exportaciones, así como la llegada de nuevos flujos de inversión extranjera directa (IED). Como ejemplos de esta última tendencia se citan anuncios y la llegada de nuevas inversiones a Paraguay, Panamá, República Dominicana y Uruguay. Todas estas inversiones consideran la ampliación de la capacidad productiva de los países receptores”, señala el informe de la CEPAL.

Condiciones económicas favorables

Estas valoraciones internacionales posicionan a Paraguay como un país apto para la inversión y expansión de actividades comerciales regionales. En ese contexto, una comitiva integrada por autoridades argentinas y por representantes de empresas franquiciantes, nucleados en la FIAF (Federación Iberoamericana de Franquicias) interesados en conocer este clima favorable para los negocios, realizaron una gira por el país. Los mismos mantuvieron una serie de reuniones con representantes del gobierno y de asociaciones empresariales que regulan y administran el rubro de las franquicias en Paraguay.

Uno de estos encuentros se llevó a cabo con las autoridades de la Dirección Nacional de Propiedad Intelectual – DINAPI, a fin de recibir informaciones sobre el sistema nacional de propiedad intelectual. El director nacional de la institución, Joel Talavera, quien dirigió esta reunión resaltó la seguridad jurídica que ofrece la oficina nacional a los titulares de derecho.  Además, mencionó que la DINAPI es una institución comprometida con la mejora continua, implementando nuevas tecnologías y servicios digitales, disponibles para el monitoreo y seguimiento de expedientes tramitados en la institución.

Protección legal en Paraguay

El foco de interés de la comitiva de la FIAF fue conocer sobre el funcionamiento de la oficina nacional de propiedad intelectual, específicamente, acerca del marco legislativo por el que rige, así como sobre la seguridad jurídica que ofrecen las leyes nacionales. Sobre estos temas, la directora general de Propiedad Industrial de la DINAPI, Berta Dávalos Julián, detalló a los empresarios extranjeros los requisitos esenciales, los costos y los plazos que tiene el proceso registro de marcas y patentes en el territorio nacional.

Para la directora Dávalos Julián esta reunión con los empresarios franquiciantes de Iberoamérica fue muy positiva para la DINAPI. “Tuvimos la oportunidad de demostrar las fortalezas de nuestra institución en un rubro que hasta ahora no se explotó”, mencionó la titular de Propiedad Industrial, al tiempo de acotar que durante este periodo no se trató aún la vinculación que tiene la propiedad intelectual y las franquicias.

Tal como lo mencionó la representante  de la DINAPI, debido al impacto positivo de esta primera reunión se programó un segundo encuentro. En el mismo se desarrollará capacitaciones sobre el sistema paraguayo de PI y el mismo será socializado con las empresas vinculadas a la FIAF, cuyos miembros estarían interesados en captar inversiones para expandir sus marcas en el país.

Franquicias y PI

La Organización Mundial de Propiedad Intelectual – OMPI, en su publicación “En buena compañía: La gestión de los aspectos de propiedad intelectual de los contratos de franquicia”, señala que: “En esencia, la franquicia consiste en conceder licencias de derechos de propiedad intelectual junto con un modelo consagrado de actividad comercial. Con este acuerdo, para el franquiciador, se facilita la posibilidad de acelerar la expansión de su negocio, y para el franquiciado, brinda un mejor rédito de la inversión y con menos riesgo que en otras condiciones, es decir, sin la ventaja que significa estar respaldado por una marca de sólido prestigio”, conceptualiza el informe.

Para explicar esta definición formulada por la OMPI, la directora Berta Dávalos Julián, quien tiene a su cargo la concesión de títulos de marcas en la DINAPI indicó que esta actividad comercial se resume en que: “No puede haber franquicias si no hay una marca registrada, porque lo que se franquicia es la marca, no un signo distintivo o nombre que no tiene protección jurídica. Es por eso que la base de un contrato de franquicia es la marca”, especificó.

Sobre el punto, la citada publicación de la OMPI indica que: “Gracias a la licencia de franquicia, es decir, la autorización para usar los derechos de propiedad intelectual pertenecientes al franquiciador, el franquiciado podrá reproducir esa actividad. Los derechos de propiedad intelectual que se ceden por el contrato de franquicia son casi siempre las marcas y los derechos de autor y, con frecuencia, los secretos comerciales, los diseños industriales y las patentes, según la naturaleza de la actividad en cuestión; en otras palabras, todo el espectro de los derechos de propiedad intelectual”, resume la publicación.

El mercado de las franquicias.

En el portal digital de la Federación Iberoamericana de Franquicias – FIAF, reproduce el discurso de Gabriel Grasiuso, secretario general de la federación, quien señala que: “El modelo de franquicias demostró ser un negocio viable durante la pandemia de la COVID-19 en América Latina y que es una alternativa para la recuperación económica y la reducción de la pobreza en la región”, citando como ejemplo de la dinámica de este negocio que en Brasil se abren 38 franquicias por día, lo que muestra una evolución en un mercado maduro.

Por su parte, un reporte de la Cámara Paraguaya de Franquicias estimaba para el 2022, un crecimiento de entre el 15% y el 20% en el negocio que es operado bajo esta modalidad. Los rubros con mayor interés en Paraguay para iniciar negocios en la modalidad franquicia son gastronomía e indumentaria. Se desataca, además, que para el 2023 se estima un crecimiento en los sectores de servicio, estética, monitoreo y seguridad, rastreo satelital, créditos y supermercados, resume la nota.

Finalmente y en concordancia con el reporte de la FIAF, a nivel de Latinoamérica, la consultora internacional MatchPoint, especializada en Franquicias y con presencia en Norteamérica, Latinoamérica, Europa y Medio Oriente, en su página web señala que, que “Hoy día es posible encontrar franquicias en todos los sectores y categorías. No obstante, una de las de mayor crecimiento en la región es sin duda las de rubro gastronómico, que representa a todas aquellas relacionadas con comida y bebidas, como cafeterías, bares, restaurantes, panaderías, pizzerías, heladerías, etc.  Este sector representa al menos un 30% del mercado en la región”, destaca en su página web la consultora internacional.

material 3 info 1 redpi nro 47

material 3 info 2 redpi nro 47